Marina


No puedo escribir en tercera persona, no al menos este artículo que intenta rendir un homenaje a una mujer encantadora. Y sí, esa es la palabra, encantadora, seductora, fascinante, no encuentro mejores calificativos para hablar de ella, de Marina la cantante, la triste borracha que engalanó el documental de las Estrellas de la Línea, la compañera de un café en la Patzy muchas tardes, la mujer que cumplió sus sueños pese a la adversidad, la pobreza, el alcohol y críticas.

Murió en una fecha impar, hace apenas tres días, cuando la tarde se vestía de oscuro y los zanates alzaban el vuelo en esas estrechas calles que miran los techos de lámina y el verde del barranco al final de Gerona. Vivió 70 años de alegrías y tristezas, sobriedad y locura, miedo y valentía, agitación y modorra, procreó tres hijos, cuatro nietos y alentó el cariño de muchos que encontramos en ella ese entusiasmo que solemos perder fácilmente al primer raspón que nos damos.

Se prostituyó abiertamente y eso lo respeto luego de conocerla, cuando muchas veces otros lo hacemos de distintas formas, con el cuerpo, las ideas hasta con los sueños, de forma solapada y aporreándonos el pecho. Gozó de un verdadero amor, que como en los cuentos de hadas culminó en su unión con el negro trompudo, quien se adelantó hacia otros aires unos años antes.

Las emociones y alteraciones con que escribió su historia me sobresaltaron a veces, me quitaron el sueño algunas madrugadas y me hicieron reír a mi y a muchos, tardes, mañanas y noches, como cuando celebramos sus 68 años en Pana, con música, caldo de frutas y chanzas.

La vi venir muchas veces subiendo por el tanque para ir a ensayar con Arriaza, celebrar el año nuevo en la casa de Evelyn o acompañarnos a El Cafetalito para comerse un pan con pierna. Presurosa un par de ocasiones dejó el café para ir a buscar la comida de Peluchín y sus múltiples mascotas a quienes vi junto a su ataúd esa mañana vidriosa del 28 de octubre.

Encontró vida en Andrés, bríos en Chema, cariño en Evelyn, conmigo no sé, pero me enseñó muchas cosas: actitud, asombro, seguridad en mi misma y me regaló sonrisas, palabras picaronas y por supuesto música.

Quedó pendiente el que me cantara Gema, lo hablamos todavía hace poco, se lo eché en cara en el San Juan de Dios, mientras ella se quejaba de lo feos que estaban los doctores.

Qué puedo decir de ella, que no hayan dicho ya, artista con todas las letras, interprete además, señora en los escenarios de España y Guatemala. Mujer coqueta, malcriada y más con tragos, la triste borracha como la canción, como su disco y video, un ser humano sorprendente. Marina, amiga, salud y buen viaje, ahí nos vemos.

Comentarios

Engler dijo…
Creo que no hay un post que defina mejor el nombre del blog...

Mucho por este post y otro poco por la pantalla uno le pone vida a esos personajes que deambulan en apariencia sin rumbo fijo...
Engler dijo…
Creo que no hay un post que defina mejor el nombre del blog...

Mucho por este post y otro poco por la pantalla uno le pone vida a esos personajes que deambulan en apariencia sin rumbo fijo...
Anónimo dijo…
no esperaba menos, digo sus amigas es evidente quienes son, y dime con quien andas....
usted invierte en lo que la refleja, con ellos se siente mucho verdad, por eso los eleva
Leon dijo…
Creo que conocí a doña Marina un poco, pero lo suficiente como para asombrarme y admirarla por el salto que dio al final, como decís, con la ayuda de quienes la encontraron en el camino, tú incluida. Su vida da un mensaje de que la redención puede llegar sin que deje uno de ser quien es, sin necesidad de renacimientos histéricos ni amnesias que borran el pasado, despersonalizan y a la larga terminan destruyendo. Ella siempre fue alegre, a pesar de tanta desgracia y más cuando alcanzó el otrof lado del túnel.

"...que deambulan en apariencia sin rumbo fijo...", qué querría decir con eso? Debería leer a los cínicos y a los estoicos.
ixmucane dijo…
Una señora admirable.
Verdades que duelen dijo…
Pobre borracha. Pobres prostitutas. Peones de un juego en el que sólo ganan quienes de llenan el pecho y la boca con la historia prefabricada de su rescate. Víctimas mediáticas, creadoras de héroes de plasticina. Mal por usted, Claudia. Y por Andrés, Chema y Evelyn, que fraguaron sus cinco minutos de fama a costillas de exponer las bajezas de una vida pobre y solitaria disfrazada de luces de cabaret. Que iluminan menos que una barata película de Garcés.
Lunatrack dijo…
que triste no me habia enterado,
no puedo olvidar la tremenda lesion de vida que me dio cantando después de ver la pelicual en pana,
alli aprendi que ninguna adversidad es suficiente para seguir cantando quepd marina,
Anónimo dijo…
It's a shame you don't have a donate button! I'd certainly donate to this excellent blog! I guess for now i'll settle for bookmarking
and adding your RSS feed to my Google account. I look forward to
brand new updates and will share this website with my Facebook group.

Chat soon!

Here is my blog post; best appliance repair Odessa Florida arround
Anónimo dijo…
Every weekend i used to pay a quick visit this site,
as i want enjoyment, since this this web page conations genuinely nice funny material too.


my web blog - subzero refrigerator & appliance repair Clearwater FL

Entradas populares